viernes, 18 de abril de 2014

DESAYUNO CON DIAMANTES...


Igual que Holly Golightly (Breakfast at Tiffany's),con su extravagante costumbre de desayunar frente a la joyería Tiffany...os quiero invitar cada VIERNES a una cita "de película" ...un DESAYUNO CON DIAMANTES.


Mi querida Ana Rosique del blog Plátano&CO. nos dejará de cara al fin de semana una propuesta de desayuno que no os dejará indiferentes. 

Os garantizo que estará tocada de originalidad, espectacularidad y esa pizca de dramatismo digna de una cita tan Hollywoodense.

    Ahora cerrad los ojos, escuchad "Moon River"... y  enfundaros vuestros guantes...y por favor, no os limitéis a contemplar estos diamantes gastronómicos...mejor vivirlos...apuntaros al desafío!  

¿QUÉ DESAYUNAMOS HOY?



DESAYUNO CON DIAMANTES

Todos los especialistas en nutrición coinciden en que el desayuno es la comida más importante del día y estamos absolutamente de acuerdo!… pero si además, disponemos del tiempo necesario, dejará de ser algo cotidiano y obligado, para convertirse en una maravillosa experiencia… un acto creativo, que, acompañado de cariño, transformará las mañanas familiares o románticas, reforzando los lazos de unión de quienes lo comparten.

… Nuestra propuesta serán desayunos especiales, imaginativos y glamurosos… también viajeros, a los que, no sólo, iremos con apetito, jajaja!… sino con hambre de curiosidad por conocer el sabor de las costumbres con las que, en distintos lugares del mundo, dan la bienvenida a un nuevo día… 

TORRIJAS CON LECHE DE COCO, COINTREAU Y ESPECIAS







 

Esta receta es fruto de esas irrefrenables ganas de experimentar que siento cuando entro en la cocina… mi premisa es intentar mejorar aquello que te lo pide a gritos y es lo que me sucedió con las torrijas…



INGREDIENTES (4 personas):
    • 1 Pan 
    • de barra normal
    • 1 vaso de leche de coco
    • Un chorrito de Cointreau
    • Naranja
    • Cardamomo o clavo molido
    • Canela en polvo
    • Azúcar 
    • 1 huevo XL o 2 pequeños
Tiempo de preparación: 20 minutos
Grado de dificultad: fácil

Estamos en Semana Santa por lo que es de obligado cumplimiento preparar unas exquisitas torrijas caseras que harán las delicias desde el mayor al más pequeño de la casa.
Como dije antes, éste es de esos platos que, más que pedirme, me suplicaba un cambio y el resultado fue esta receta con la que os sacarán de casa, ese día, a hombros y por la puerta del garaje, que es la más grande, jajaja!!!…

En un bol, mezclamos la leche de coco, un chorrito de cointreau, el cardamomo molido, si es en el momento mejor, o en su defecto un poco de clavo molido, ralladura de cáscara de naranja y un chorrito de su zumo.
Hay muchos tipos de pan que, dependiendo, del gusto de la familia o la tradición del lugar se usen, pero a mí me gusta hacerlas con pan de barra de toda la vida y no es necesario dejar que ponga duro… salen fantásticas con pan del día…
Luego cogemos el pan y cortaremos trozos de unos 2cm de grosor, sin miedo!… la torrija debe tener consistencia para saborearse bien…
Ponemos en el fuego una sartén con suficiente aceite como para que se frían bien las torrijas, aunque no es necesario que las cubra por completo.

Batimos 1 huevo grande o 2 más pequeños en otro bol y lo disponemos al lado del que contiene la mezcla mágica de leche, licor y especias.

Cuando el aceite esté caliente, no antes, lo reducimos un poco de potencia (7 de 10) y tras coger la rebanada de pan la sumergiremos en la leche unos segundos por cada lado, para que no empapen demasiado y se rompan y las untaremos en huevo y a la sartén!…
Estad muy pendientes y darles la vuelta continuamente para que no se os quemen.







Para ese entonces debemos tener ya preparado un plato con una mezcla de azúcar (blanca o morena), canela en polvo y otro poquito de cardamomo o clavo molido.

Una vez sacadas las torrijas del fuego, las disponemos sobre un plato sobre el que habrá un papel secante con el fin de absorber el máximo aceite posible. Tras este paso, las torrijas, aún calientes, se rebozarán en el azúcar y quedarán listas para tomar.

En esta ocasión y para darle un toque exótico a la presentación, hemos usado Kumquats, en lugar de naranja tradicional, pero el resultado es igualmente bueno…

Un consejo: no hagan torrijas para que sobren y comerlas frías… ganan muchísimo recién hechas y, aún, un poquito templadas…


BATIDO DE TAMARILLO, MANGO Y JENGIBRE

Los batidos de fruta naturales son todo un lujo… un capricho que no deberíamos dejar de concedernos por sus maravillosos sabores y porque la salud nos lo agradecería con creces… 

El que os propongo hoy es un tanto peculiar, ya que uno de sus ingredientes, el tamarillo o tomate de árbol, es una fruta casi desconocida en nuestro país. Su sabor es ácido por lo que conviene agregar azúcar al licuado. Proveniente de países como Colombia, Ecuador, etc… es una fruta muy apreciada por sus innumerables beneficios sobre la salud y la piel… una obra maestra de la naturaleza que junto al maravilloso mango harán un cóctel que le agradecerá, además de su organismo, todo aquel que los pruebe por su fantástico sabor.



INGREDIENTES (4 PERSONAS):


- 1 mango grande
  • 1 tamarillo
  • 2 vasos de leche
  • Azúcar o miel al gusto 
  • Jengibre

Tiempo de preparación: 7 Minutos
Grado de dificultad: facilísimo!


Comenzamos pelando el tamarillo y para ello es necesario escaldarlo como hacemos con los tomates para quitarles las piel con facilidad y no desperdiciar parte de su pulpa… por lo que los lavaremos bien y haremos dos cortes en forma de cruz en la parte superior del fruto. Justo después lo introduciremos en un cazo con agua al fuego y esperaremos tan sólo 1 minuto o 2… Posteriormente, lo sacaremos, retiraremos la piel limpiamente y lo echaremos en un robot de cocina donde también pondremos el mango pelado, ralladura de jengibre fresco, la leche, el azúcar y batiremos… El espesor del batido es algo muy personal, por lo que añadid más o menos leche según su gusto.
Si, además, sois amantes de los batidos fríos y queréis que conserven todas sus propiedades, sólo tenéis que añadir hielo picado a la mezcla de la batidora y listo!.

Para terminar (y porque la fruta nunca sobra, recordad que debemos tomar cinco piezas diferentes de fruta al día): Una rodaja de piña, coronada con semillas de granada… 






El toque caliente en la bebida, hoy, lo dejaremos a vuestra elección: café o té?…

BUENOS DÍAS!!!! 

4 comentarios:

  1. Madre mía, no aparezco por tu blog en dos días y no veas las delicias que casi me pierdo!!!. El desayuno está genial...me iba a dormir y me han entrado ganas de comer!!jajajaja
    Una pinta maravillosa!
    Besitos!

    Charo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ayss Charo es que no puedes asomarte en el blog por la noche!! que esto es para el desayuno!! jejeje...gracias guapa! un besote

      Eliminar
  2. Que delicia!!me encanta como se ve ahora el blog!!besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias!! la verdad es qe todo está riquísimo!! y gracias por lo del blog, no hago más que darle vueltas para ver como mejorarlo! me alegro que te guste. bestios

      Eliminar